Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Whisper of Locket - Foro Harry Potter 3ª G - [AFILIACIÓN NORMAL]
Vie Mar 20, 2015 10:13 pm por Invitado

» SONS OF ANARCHY | NORMAL
Lun Oct 13, 2014 8:57 am por Invitado

» University of Cambridgre +18 # Nuevo
Mar Abr 08, 2014 11:45 pm por Invitado

» Spelling a Spell - Nuevo! {Afiliación Elite}
Vie Ene 24, 2014 4:39 pm por Invitado

» Life in NEW YORK +18 - Tumblr Promocional
Sáb Ene 04, 2014 11:07 pm por Invitado

» Naruto New World (A.Élite)
Lun Dic 09, 2013 2:37 pm por Invitado

» Looking For You
Dom Dic 08, 2013 12:26 pm por Invitado

» Anime Rol [Élite]
Miér Nov 13, 2013 10:10 pm por Invitado

» O.W. {Foro rol Naruto/Inuyasha-Yaoi/Yuri/Hetero} normal
Vie Oct 25, 2013 3:16 pm por Invitado

valar morghulis by sansarya on Grooveshark




Photobucket OPPUGNO THE LIGHTS Guardianes BelovedHogwarts Image and video hosting by TinyPic Age of Dragons The Hunger Games RPG Diagon Alley RPG Never After Fateful  Memento the game is on Dirty Passion Ashley Image and video hosting by TinyPic Darkest Night: El foro de rol de DC Comics Cruel Intentions Voldemort Returns TA 'Ndrangheta Game of Thrones Allegiant Rol Time Of Heroes Stanford University the game is on Lacim Tenebris
Este foro está basado en la saga de George R.R. Martin titulada "Canción de Hielo y Fuego", además sacamos contenido de diversas webs relacionadas como Asshai.com o de Hielo y Fuego Wikia. También traducimos expresamente artículos relacionados de Westeros.org para utilizarlos en Valar Morghulis. Los gráficos, plantillas, reglas y personajes cannon fueron creados por los miembros del Staff por lo que poseemos derechos reservados. No intentes plagiar o tomar algo sin habernos notificado o nos veremos forzados a tomar las medidas necesarias y a efectuar las denuncias correspondientes a Foroactivo.

Casting para Rickard Stark

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Casting para Rickard Stark

Mensaje por Rickard Stark el Dom Jul 21, 2013 12:31 pm

·        Nombre del cannon elegido: Rickard Stark
·        ¿Porque lo has elegido?: Es el prototipo de personaje que todos querríamos ser, valiente y osado en la guerra, cariñoso y afable con la familia  y bueno, en el amor, para todos aunque unos más que menos supone un reto ser un Don Juan, pero estoy seguro que nuestro personaje confiara más en sí mismo y será un intrépido conquistador de corazones.
·        Casting:
 
Mañana salvaje, viento furioso, el sol escondido tras las nubes y la oscuridad del bosque aumentada en gran nivel por los frondosos árboles… nuestro valiente Rickard Stark, se propuso salir a cazar, pues pensaba que el ejercicio, la sangre y el acechar a tu presa es una buena manera de practicar los dotes de la guerra, y porque le encantaba almorzar los jabalíes que tanto le costaba conseguir.
Esa mañana  no encontró a ningún compañero, pero sus trepidantes ganas de acción, le llevaron a salir a cazar solo. No supuso ningún problema, pues a veces los acompañantes le entorpecían y no disfrutaba a cien por cien. Era la mañana perfecta para ello, el viento cubriría el sonido de sus pasos, y el sol oculto y la sombra de los árboles, le haría indetectable para el ojo de sus presas.
 
Salió de los muros de Invernalia con una cara rígida, mostrando sensación de fiereza, y concentración para su ejercicio. La gran capa de nieve, le ponía más difícil el paso a su caballo blanco, aunque a la hora de cazar, lo dejaría atado al lado de un rio donde poder alimentarse y beber a placer. La mañana era fría, como de costumbre en el norte. El contacto con la bestia que lo transportaba tranquilizo y conforto más a Rickard.
 
Tras unas cuantas horas de trote a lomos de su blanco animal, llegaron al bosque favorito para cazar de Rickard. Era un frondoso bosque, donde sonaba el transcurrir de un riachuelo, y el canto de las aves, estaba muy apagado. Eso último se debía a los pájaros de la zona preferían los bosques más abiertos y bañados por el sol, antes que no tan oscuro y frio. No obstante, no era el típico bosque lúgubre que todo niño se imagina en los cuentos, era un bosque lleno de vida.
 
Rickard amarró su caballo blanco a un árbol al lado de un riachuelo y se adentró en el bosque, armado con su arco, 40 flechas hechas por el mismo, su cuchillo de caza y su sigilo.
Era ya media mañana, aunque al despertar casi acaba con el desayuno de medio castillo, ya volvía a tener hambre. Para ello, se trajo con él tres piezas de fruta, pues la caza era una actividad agotadora, o eso decía él.
 
 
Pasaron dos horas hasta que el sigiloso Rickard, le hecho el ojo a una presa. Era un pequeño cervatillo, con pocos meses de vida, que por alguna razón que Rickard desconocía estaba sin el cuidado de su madre. Rickard era guerrero por naturaleza, pero también era un buen hombre con un corazón que pocos sabían de su tamaño. Aunque sabía que ese pobre cervatillo no sobreviviría ni dos noches más, su conciencia, y sus buenos sentimientos, hicieron que se negara a asesinar al cervatillo, por lo que se levantó, enfundo la flecha e hizo algo de ruido para que el pequeño animal corriera alerta. Siguió su camino bosque adentro sin perder en ningún momento la esperanza ni desanimarse. Minutos después, le sorprendió una huella de jabalí. Supo que era de jabalí por la forma de las pezuñas y la profundidad de estas debido al peso. Esbozo una sonrisa dando gracias, y siguió sigilosa pero velozmente las huellas frescas de la presa. Las huellas, lo llevaron a un riachuelo muy parecido al que él atravesó horas antes. De repente, ahí estaba el jabalí. No era el mayor que había visto, ni tampoco con el que presumiría con las muchachas de Invernalia, pero era una pieza, y sería su pieza. Detrás del matorral donde se encontraba, desenfundo fantasmalmente la flecha y con una puntería firme, la hizo volar hacia el ojo del animal aunque fallando. El viento rugía furioso, pero nuestro Stark no había fallado del todo, puesto que le dio profundo en la pata izquierda trasera.
El golpe fallido no supuso ningún problema, ya que por suerte para Rickard, el animal no podía moverse apenas. Pataleando y luchando por su vida el jabalí, corrió asustado un par de metros hasta que su sufrimiento y su miedo cesó por completo. Nuestro cazador, le había atravesado el cráneo con su segunda flecha. Rickard consiguió su almuerzo.
Una vez se tranquilizado, Rick marchó en dirección a su corcel, para volver victorioso a Invernalia, y con un poco de suerte que le esperaran para almorzar. Al cabo de media hora a paso ligero, llego al caballo y se tomó rumbo a su castillo.
El camino fue seguro y sin ninguna preocupación. Tardo lo mismo en ir que en volver a pesar de la carga que ahora llevaba consigo.
 
A la llegada al castillo, varios campesinos le vieron llegar, y aunque no con una pieza enorme e impresionante, sabían que volvió victorioso con la meta que se propuso superada. Ordeno a unos jóvenes desocupados, que subieran la pieza a las cocinas del castillo y llevaran el caballo a las cuadras. A uno de ellos le dio a cambio del servicio la pieza de fruta que le sobro en el bosque.
De camino a sus aposentos, donde tenía pensado bañarse y arreglarse para la comida se encontró con su sobrina favorita Sarah, quien le pregunto donde había estado toda la mañana. Este le conto toda su experiencia. Se sintió algo molesta por no avisarla e ir juntos de caza, pero le perdono enseguida, pues eran casi uña y carne, y se apresuraron sin acordarse del aseo al salón principal de Invernalia para saber si estaba ya cocinada la pieza cazada.
 
Unas horas después, ya comido, aseado y descansado, quería ir a divertirse con las gentes de Invernalia. Eso solo significaba que quería ir a la taberna “Nos sobra la cerveza”. Era un nombre raro, puesto que no sobra nunca nada, pero divertido y agradable para los clientes norteños. El dueño era casi un gigante y la mujer una ruda señora de caracteres más rudos aun, aunque no obstante, queridos por todo el castillo.
 
Entro en la taberna, y se dirigió a su sitio por excelencia, una esquina de la barra.
Le gustaba esa zona, porque tenía una visión panorámica de todas las muchachas que entraba, salían, iban, venían, e intentar reunir el valor necesario para hablarlas sin titubear. Al rato, y con cuatro cervezas en la barriga, entro Breen. Una muchacha que desde hace unos días le gustaba a Rick, y aun no se atrevía a decírselo,  ni ebrio, ni sobrio. Breen era una mujer con el pelo negro oscuro, ojos casi más oscuros, y la cara con un pequeño tono blanco, era bellísima para Rick, además se dedicaba a vender la fruta que llegaba a Invernalia, trabajo que al menos era honrado. Breen paso al lado de Rick. Esta hizo una reverencia, pues es un Stark. Eso incomodo a Rickard. La muchacha se sentó en una mesa con una amiga a pocos metros de Rick y en dirección a él. En ese mismo momento, apareció el mozo al que Rick le dio la pieza de fruta, y este se sentó a su lado. Tras unas rondas de cervezas juntos, estos se hicieron amigos, y ya con algo de confianza, Rick le confeso su delicado tema con Breen. El joven empezó a meterse de manera amigable con él.
-Eres capaz de cazar tu solo a un jabalí en una mañana, y eres incapaz de decirle tus sentimientos a una frutera?- Dijo el mozo burlándose.
Rick se lo tomo a risa, y tras pensar en eso unos segundos en silencio, decidió que tenía razón… Era un Stark, y nuestra familia no tiene miembros cobardes.
Se levantó raudo de la silla, se dirigió a la muchacha…
 
 
El final, lo decidiréis vosotros, si paso el casting, Rickard pasara una buena y memorable noche con Breen. En caso contrario el pobre tendrá que intentarlo otro día.
 
 
 
 
                                                                                                      TO BE CONTINUED…

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.